Sin categoría

¿Cuál es la clave de la felicidad? 75 años de estudio en Harvard nos dan la respuesta.

Por Miguel Mier

IMG_4898

“No hay tiempo, tan breve es la vida para dimes y diretes, disculpas, resentimientos y rendiciones de cuentas. Sólo hay tiempo para amar y tenemos poco tiempo hasta para eso.” Mark Twain.

¿Qué es lo que nos hace ser felices? ¿Qué es lo que nos mantiene sanos? ¿Qué es lo que nos hará llegar a una vida adulta de manera plena?

Robert Waldinger es Doctorado en Psiquiatría por la Escuela de Medicina de Harvard, Psicoanalista, sacerdote Zen y dirige la Escuela de Desarrollo de Adultos de la misma Universidad de Harvard. Waldinger dirige uno de los estudios más particulares que existen en la historia de la investigación académica en el mundo. El estudio de Desarrollo de Adultos de Harvard consiste en un proyecto único que ha mantenido su línea de investigación por 75 años, por lo tanto sus resultados son bien fundamentados. Normalmente las investigaciones sociales no pasan de los 10 años de información (por diversas razones); la de Harvard ha logrado analizar al menos 3 generaciones consecutivas. El estudio empieza con 724 sujetos de análisis en 1938, de los cuales aún viven 60 y se han incorporado al proyecto las esposas, hijos, nietos y bisnietos de las personas originales. El propósito del estudio es analizar aquellos factores que llevan al ser humano a vivir una vida sana, plena y sobretodo feliz. En diciembre de 2015 Robert Waldinger expuso los resultados de estos 75 años de investigación académica.

Desde su origen (antes de la segunda guerra mundial) el estudio fue diseñado para analizar dos grupos objetivo: Uno eran estudiantes de carrera de Harvard y otro eran muchachos de familias humildes de los suburbios de Boston. Las conclusiones del estudio aplican igual para los muchachos ricos de Harvard y para los adolescentes de niveles de educación baja de Massachusetts. Aplican para los Baby Boomers del siglo pasado y para la Generación Z de hoy.

Cuando Waldinger le pregunta hoy a sus estudiantes millennials lo que esperan lograr en la vida para ser felices el 80% le responde dinero y el 50% le responde fama. El estudio de Harvard concluye que ni el dinero ni la fama dan una vida sana, plena y mucho menos feliz.

Si lo que muchos esperan (el dinero y la fama) no son factores que llevan a una vida feliz entonces la pregunta del siglo es: ¿Cuál es la clave de la felicidad? Y la respuesta es muy simple: tener relaciones humanas saludables y constructivas.

De acuerdo a éste estudio la soledad es la condición que en el tiempo provoca la mayor cantidad de enfermedades físicas y psicológicas. Es importante aclarar que se puede estar solo aún rodeado de amigos y se puede estar solo en un matrimonio (o familia) disfuncional. De hecho Waldinger aclara que en su estudio las personas que decidieron permanecer en matrimonios conflictivos y poco afectivos mostraron efectos dañinos aún peores que el de la soledad. Tener muchos amigos (y en el mundo de hoy muchos en Facebook) no califica para tener relaciones humanas saludables y constructivas.

Las personas que vivieron más años, con salud, más felices no eran aquellas personas que tenían mejores niveles de alimentación, ni las que hacían más ejercicio, ni las que trabajaron más duro, ni las que tenían más fama o fortuna. Las personas que mostraron las vidas más plenas, saludables y felices son aquellas que dedicaron muchos años de su vida y mucho esfuerzo a construir relaciones profundas, de confianza a prueba de crisis, relaciones positivas, de amor, de respeto y de crecimiento personal. Es estudio habla mucho de las parejas por que la pareja es fundamental para construir estas relaciones funcionales. Muchas parejas felices mostraban conflictos y fricciones, pero lo que hacía a las parejas sólidas en el largo plazo, era el sentido de pertenencia empatía y apoyo en los momentos de crisis. Las personas que encontraron y construyeron relaciones de pareja, de familia y de amigos capaces de superar los grandes retos de la vida son las personas que vivieron las vidas más felices.

Si la respuesta a un estudio tan profundo y de tanto tiempo parece tan obvia ¿por qué no es posible ver a todo el mundo en esa situación de felicidad y salud? Porque no es fácil desarrollar relaciones humanas saludables y constructivas. Implica tiempo, implica esfuerzo, implica trabajo, implica inteligencia, implica tener grandes virtudes humanas como la generosidad, el perdón, la paciencia y el amor.

En las primeras semanas del año todos hacemos grandes propósitos para vivir un año mejor y a la postre una vida mejor. Muchas personas buscan hacer ejercicio, bajar de peso, ahorrar más, trabajar más, estudiar más. Todos son muy buenos propósitos y ojalá que todos logremos hacer más ejercicio, comer mejor, ahorrar más y aprender más. Pero si realmente queremos construir una vida feliz en el largo plazo nos tenemos que enfocar en nuestras relaciones personales. Si queremos tener una relación de pareja para la vejez la tenemos que buscar, cuidar y nutrir hoy y todos los días. Si buscamos tener familias unidas tenemos que dedicar el tiempo y la atención para crear esos lazos a prueba de crisis. Si queremos tener un grupo de amigos positivo que nos ayuden a sortear los retos de la vida los tenemos que fomentar constantemente y no dejarlos para los momentos de crisis. Un gran consejo para el 2020 es menos tiempo de pantalla (en el formato que sea) y más tiempo cara a cara.

Ojalá que hayan aprovechado estas fiestas para pasar tiempo de calidad y construir relaciones de largo plazo con sus parejas, familia y amigos; si no hagan planes durante el año. Espero que el 2020 llegue a sus vidas con salud y que se cumplan todos sus deseos. Espero que la sencilla lección que se desprende de 75 años de estudio en una de las Universidades más prestigiadas del mundo nos ayude a pensar si estamos construyendo las relaciones de largo plazo que nos harán vivir vidas más saludables y felices. Si no lo estamos haciendo estamos a tiempo de cambiar nuestros propósitos por aquellos que serán un regalo de vida: desarrollar relaciones humanas más saludables y constructivas.

¡Feliz 2020!

Twitter: @miguelmier

Estándar

261 comentarios en “¿Cuál es la clave de la felicidad? 75 años de estudio en Harvard nos dan la respuesta.

  1. Lois dijo:

    Estoy convencida que así es.
    Quiero añadir algo sumamente importante. Para forjar relaciones saludables se necesita de la ayuda de Dios, de lo contrario nuestros esfuerzos no bastan.

  2. Realmente es de sumo interés el resultado de estos estudios y dado su sólido fundamento es excelente la confirmación que hace de todas las aseveraciones, enseñanzas y consejos que siempre hemos podido encontrar en lo que llamamos los cristianos Santa Biblia o Libro de las sagradas escrituras. Del cual sito algunos versículos, solo algunos cuantos, porque los hay muchos más; pero todos convergen en un solo concepto de la vida que resume el completo secreto de la felicidad: el AMOR.

    A saber:
    1 Dichoso el que piensa en el débil y pobre; el Señor lo librará en tiempos malos.
    Salmos 41:1

    9 ¡Dichoso el que encuentra un amigo, y el que no habla a oídos sordos!
    Eclesiástico 25:9

    8 ¡Dichoso el que se mantiene íntegro y no corre detrás de las riquezas!
    Eclesiástico. 31:8

    10 Dichoso el justo, porque le irá bien y gozará del fruto de sus acciones.
    Isaías 3:10

    7 »Dichosos los compasivos, porque Dios tendrá compasión de ellos.
    San Mateo 5:7

    15 »Si tu hermano te hace algo malo, habla con él a solas y hazle reconocer su falta. Si te hace caso, ya has ganado a tu hermano.
    San Mateo 18:15

    14 Pero aun si por actuar con rectitud han de sufrir, ¡dichosos ustedes! No tengan miedo a nadie, ni se asusten,
    1 Pedro 3:14

    PALABRAS DE JESUCRISTO MISMO
    26 »¡Ay de ustedes cuando todo el mundo los alabe, pues así hacían los antepasados de esa gente con los falsos profetas!
    27 »Pero a ustedes que me escuchan les digo: Amen a sus enemigos, hagan bien a quienes los odian,
    28 bendigan a quienes los maldicen, oren por quienes los insultan.
    29 Si alguien te pega en una mejilla, ofrécele también la otra; y si alguien te quita la capa, déjale que se lleve también tu camisa.
    30 A cualquiera que te pida algo, dáselo, y al que te quite lo que es tuyo, no se lo reclames.
    31 Hagan ustedes con los demás como quieren que los demás hagan con ustedes.
    32 »Si ustedes aman solamente a quienes los aman a ustedes, ¿qué hacen de extraordinario? Hasta los pecadores se portan así.
    33 Y si hacen bien solamente a quienes les hacen bien a ustedes, ¿qué tiene eso de extraordinario? También los pecadores se portan así.
    34 Y si dan prestado sólo a aquellos de quienes piensan recibir algo, ¿qué hacen de extraordinario? También los pecadores se prestan unos a otros, esperando recibir unos de otros.
    35 Ustedes deben amar a sus enemigos, y hacer bien, y dar prestado sin esperar nada a cambio. Así será grande su recompensa, y ustedes serán hijos del Dios altísimo, que es también bondadoso con los desagradecidos y los malos.
    36 Sean ustedes compasivos, como también su Padre es compasivo.
    37 »No juzguen a otros, y Dios no los juzgará a ustedes. No condenen a otros, y Dios no los condenará a ustedes. Perdonen, y Dios los perdonará.
    38 Den a otros, y Dios les dará a ustedes. Les dará en su bolsa una medida buena, apretada, sacudida y repleta. Con la misma medida con que ustedes den a otros, Dios les devolverá a ustedes.»
    39 Jesús les puso esta comparación: «¿Acaso puede un ciego servir de guía a otro ciego? ¿No caerán los dos en algún hoyo?
    40 Ningún discípulo es más que su maestro: cuando termine sus estudios llegará a ser como su maestro.
    41 »¿Por qué te pones a mirar la astilla que tiene tu hermano en el ojo, y no te fijas en el tronco que tienes en el tuyo?
    42 Y si no te das cuenta del tronco que tienes en tu propio ojo, ¿cómo te atreves a decir a tu hermano: “Hermano, déjame sacarte la astilla que tienes en el ojo”? ¡Hipócrita!, saca primero el tronco de tu propio ojo, y así podrás ver bien para sacar la astilla que tiene tu hermano en el suyo.
    43 »No hay árbol bueno que pueda dar fruto malo, ni árbol malo que pueda dar fruto bueno.
    44 Cada árbol se conoce por su fruto: no se cosechan higos de los espinos, ni se recogen uvas de las zarzas.
    45 El hombre bueno dice cosas buenas porque el bien está en su corazón, y el hombre malo dice cosas malas porque el mal está en su corazón. Pues de lo que abunda en su corazón habla su boca.

  3. Monica Mercedes Araujo Quiroz dijo:

    Excelente. El tema sore la felicidad, lastimosamente. Los sentimientos se han. perido el afan de la gente es vivir en competencia tener casa, carro todo lo material. La union familiar donde esta Ejemplo. Nosotros dos personas enfermas para si poder tener comunicacion Pregunro ante nos habiamos llamado?

  4. Adolfo Argüello dijo:

    Atraves de mis años siempre e pensado indiscutiblemente que es asi y que tambien existe alguien asi y hay que recibirlo cómo lo que es un regalo de Dios.

  5. Vicky dijo:

    Vicky
    Muy interesante el resultado de la investigacion, ojala las parejas construyan la union familiar teniendo en cuenta las relaciones humanas y constructivas para generar la felicidad en el entorno familiar.

  6. Giovanna V. Arguello M. dijo:

    Lastimosamente todos no pensamos en la union familiar ni el daño que causan cuando la ambicion, el egoismo y la maldad se apoderan del tener mas que otros. Ese estudio lo deben de leer unos cuantos.

  7. Freddy dijo:

    Leecion de vida q debemos continuar en practica, retomar o continuar, como quiera que sea es claro q la felicidad se construye dia al lado de los seres q uno mas quiere

  8. Jhosep Diaz dijo:

    Siempre se dice que es solo tener sentido común; pero es claro que es el sentido que menos se usa; por el velo que en la mayoría se lleva en la mente y termina arraigándose en el seno de la sociedad, que es la familia, por querer ser el mejor y el primero. En este afán se zanja en la familia poco a poco distancias que afectan la fraternidad, el amor y alegría
    El mundo actual que es mayoría capitalista y que de una forma u otra tiene al ser humano con tecnología y ha mejorado el estatus del hombre a su vez hace que se piense mas en lo material y pase a un tercer nivel lo vital como es la unión familiar y de hogar que es la llave de la felicidad.

  9. Mirna Chavarria dijo:

    Gracias por compartir, esto lo sabemos todos, lo tenemos en nuestro ADN, lamentablemente hemos perdido el camino, lecturas como ésta nos ayudan a reencontrarlo. Saludos Cordiales.Mirna Chavarria.

  10. Beatriz Lucía Troya Mora dijo:

    Definitiva y absolutamente este estudio de 75 años de investigación, nos enseña que lo más cercano a la felicidad, es la paz interior. Uno puede vivir con lo necesario en el aspecto material, pero no puedes ser feliz ni hacer feliz a nadie sino tienes alegria, generocidad, ser libre de ataduras psicológicas y morales, es necesario despojarse de todo eso y tener paż en tu espíritu y transmitir sentimientos sanos libres de envidias, egoísmos, mala energía que son actitudes negativas que corrompen el espíritu del ser humano. Las cosas simples son las herramientas que deberíamos utilizar los seres humanos para acercarnos a la felicidad. Excelente y sabio reportaje. «Felicitaciones Miguel Mier» muchas gracias por colaborar con la humanidad!! «BENDICIONES EN ABUNDANCIA»

  11. Angélica dijo:

    Al final todo se resume a amar y ser amados y para conseguirlo hay que ser generosos con nuestras relaciones, familia, amigos, pareja. Gracias por compartir, lo reblogueo en sefeliz-behappy.

  12. Jaime Rosas Villacorta dijo:

    Muy acertados los resultados del estudio realizado
    No subestimar los resultados son 75 años invertidos
    Interesante, nos fajamos para lograr cosas materiales y un.futuro económicamente asegurado y nada de eso nos asegura una vida placentera y feliz.

  13. Eugenia dijo:

    La vida…hermoso regalo del sabio universo que hizo posible vibrásemos al unísono pero desafortunadamente nos rehusamos a entenderlo así.
    Somos eslabones unidos en eternidad, hagamos amoroso uso de tan maravillosa cadena…

  14. Airin dijo:

    Me encanto, yo hoy dedico más tiempo a fortalecer mis relaciones cercanas, a observarme y de manera consciente modificar mis acciones.
    Estoy aprendiendo a gozar mi vida.

  15. reicky dijo:

    Espectacular reflexión tenemos que crear buenos hábitos el principal piñón para desarrollar relaciones humanas es amarce uno mismo y amar a los demás amor sin fingimiento

  16. Patricia dijo:

    Mi duda es si los consejos que aquí se vierten valen de igual forma para la sociedad americana y la nuestra. En Estados Unidos tener relaciones sólidas y duraderas con familia y amigos puede ser bastante más excepcional que en España. Quizás en un estudio a la española la conclusión del estudio sería obviada por darse en casi todos los casos…

  17. luis aguilar hidalgo dijo:

    Definitivamente. Las relaciones humanas sinceras, generosas y apasionadas si dan felicidad. Quien se queja de no ser feliz es por que ha buscado la felicidad erroneamente en cosas materiales. Ojo que la felicidad no es un estado permanente sino mas bien intermitente, pero sirve justamente para llenar aquellos momentos en los cuales no nos va tan bien. A poner cara de locos! sonreir a la gente, ayudar a quien lo necesite y FELIZ 2016 a todos.

  18. Sonia Jimenez dijo:

    Dr. Miguel, excelente artículo. Yo siempre he sentido que el mundo se mueve a base de buenas relaciones. Gracias a Dios, me caracteriza la paciencia y la bondad, cualidades que guardaré hasta mi muerte.

  19. Enero 09 del 2015.
    Siempre he pensado y así se lo transmití a mi familia (esposa e hijos), durante años: observó a los integrantes de la familia como unos cuantos granitos de azúcar, dentro de un kilo de ese endulzante.

    Si esos granitos de azúcar bien sean los dos padres y dos o más hijos se dispersan entre el resto del kilo de azúcar, no existe nada, por el contrario, si los 5-cinco o más granitos se unen en bien común, son todo un ejército.

    Y bueno, aunque acepto y reconozco que mi vieja teoría está muy lejos de ser un dogma de fe o una manera axiomática de pensar, a Dios gracias nos dio resultado, no somos por supuesto una familia modelo, pero si una familia muy unida y muy amorosa.

  20. Maria dijo:

    Primero la relación que tienes con Dios, el Ser Supremo….el grado de esperanza en tu presente y tu futuro, fe en ti mismo, amor y servicio a otros…todo esto trae paz y sentido a tu razón de vivir, un sentimiento de felicidad.

  21. Ivette dijo:

    Me gusta este estudio. Es una reflexión de vida y nos invita a valorar como vivimos, para hacer el cambio que nos lleve a encontrar la felicidad.

  22. Gracias por el mensaje, es bonito,profundo. Y realista. Tengo 29 años de casada y desde el día que nos unimos hemos sido muy felices, pensando siempre cómo hacer feliz al otro. Cuando uno deja de pensar en sí mismo y piensa en la otra persona y trata de hacerlo feliz uno también lo es.

  23. Hola miguel, me gustaria si puedes publicar la fuente de la clave de la felicidad. lo digo porque no veo ningun libro de estudio, ningun enlace al website de harvard o algo que demuestre que este relato salio de dicha casa de estudios. gracias y exito!

  24. Antonio dijo:

    Totalmente de acuerdo con Miguel, no hace falta creer en ningún dios para sentirte feliz pero sobre todo, acostarte con la conciencia tranquila de que no hiciste mal a nadie, sino al contrario…

  25. Muy cierto, cada persona es un mundo diferente de acuerdo al trato que les dieron de pequeño actúan en la madurez, sin embargo es tiempo de cambio que se encuentra en cada ser, todo depende de uno mismo, el trabajo ayuda mucho para tomar decisiones, saludos y una lluvia de bendiciones.

  26. oliver dijo:

    Interesante aunque muchas veces uno estando joven quiere de todo y rapido a corto plazo , sin pensar mucho en el futuro , sino disfrutando mas el presente con vanidades que de acuerdo a esto no nos dara una vida feliz, genial he aprendido algo bueno hoy 🙂

  27. Sermendo dijo:

    Excelente tiempo dedicado a un punto tan primordial para estos tiempos. La felicidad genuina pareciera estar destinada a los más sabios, no pareciera ser una virtud de primera mano. Aunque es gratificante saber que todavía existe preocupación por lo humano, por lo que de verdad nos engrandece.

  28. Pingback: Liderazgo: Los líderes son dirigidos por propósitos, no sólo por resoluciones! | El Blog Catalizador

  29. Silvia Josefina Lázaro dijo:

    Sabías y profundas conclusiónes basadas en la evidencia de 75 años de investigacion. Realmente el sentirnos amados, aceptados, el saber que de alguna forma pertenecemos a una familia que nos procura, nos cuida, nos conduce o dirige, nos da la pauta, para continuar fortaleciendo, los lazos familiares con amor y respeto y saber que no estamos solos y esa es una riqueza muy grande que nos hace estar satisfechos y felices y no necesitamos de fama ni dinero, solo satisfechos con lo que hacemos que de alguna forma si lo hacemos bien, tendremos un reconocimiento sea efimero o transcendental. Lo mismo para el gremio o grupo al que pertenecemos. El cultivar las relaciones humanas en un marco de fraternidad, respecto tanto familiares, como laborales o de occio y esparcimiento nos hace sentir qué vale la pena vivir y ser FELICES y eso es en el ahora.

  30. Eva dijo:

    Pues aquí estoy D. Miguel, desobedenciendo sus consejos, delante de una pantalla, como imagino usted estaba en el momento de subir este artículo a la red, al igual que cada unos de sus seguidores que le dejan agradables comentarios cual amigos de Facebook (espero que estas relaciones le reporten mayores satisfacciones, a pesar de no ser cara a cara).
    Me gustaría aprovechar esta ocasión no para críticar el experimento, que personalmente entiendo que fue generador de grandes conclusiones en el plano sociológico, si no para matizar que el enfoque de fondo no me parece el adecuado (más allá de felicitarle por ser una postal de navidad bastante más creativa que la media de las que he podido leer). Comparto en forma de preguntas las dudas que me generaban algunas de las conclusiones vertidas en la lectura ¿No se puede establecer vínculos solventes en red de forma telemática? ¿Debemos obviar la era en la que vivimos? ¿Apagaremos el móvil, la tablet, el ordenador, la tv, no iremos al cine ni cocinaremos con la nueva thermomix (tiene pantalla) y seremos así mas felices, viviremos más y mejor? ¿De qué hablaremos con las personas con las que queremos estrechar lazos? ¿de nada que tenga que ver con el mundo globalizado en el que habitamos?.
    A mi me gusta ir a EEUU, China, Cuba o Indonesia desde Galicia, cómodamente, sin tener que coger cada día un vuelo que me mantenga más de 10 horas encerrada en un espacio limitado.
    Me gusta leerle a usted desde mi móvil a pesar de no tener la posibilidad de tomarnos un café.
    Me gustará hablar de lo que he aprendido hoy (incluyendo su texto) con la gente que pertenece a mi entorno, creo que será un buen tema de conversación, creo también que me permitirá conocer más sus ideas, impresiones, valores o intereses y que formará parte de eso que, al cabo del día, me habrá reportado felicidad.
    Acabo, ¿Es entonces una cuestión de uso o más bien de abuso? Espero que a través de esa retranca, que nos inyectan al nacer en la esquina oeste, se entienda que yo tengo clara mi respuesta.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s